3 de maio de 2020

La directora del Observatorio Venezolano de Migración recordó que aún no se ha medido el impacto del covid-19 en el país, donde la situación económica y social no es óptima. “Si vuelven, no van a tener facilidades para trabajar, serán actividades precarias, informales”, indicó

Anitza Freitez, directora del Observatorio Venezolano de Migración, considera que los migrantes venezolanos deberían pensar mejor la decisión de volver al país en medio de la pandemia del covid-19.

En una entrevista concedida a El Ucabista destacó que aún no se han dimensionado todos los efectos de la paralización económica en la economía nacional, sobre todo cuando los ingresos petroleros están en cero y la falta de gasolina afecta toda la cadena de producción y distribución de los sectores productivos del país.

«Sin poder acudir a recursos financieros internacionales, ni tener ingresos por venta de petróleo y con un país paralizado, ¿cómo vamos a generar los empleos que la gente que empiece a regresar necesitaría para sobrevivir? ¿Van a sobrevivir a punta de la bolsa CLAP y de bonos que no llegan ni a cinco dólares? Con eso no se puede comprar ni siquiera medio cartón de huevos», expresó.

Freitez indicó que, de acuerdo con una encuesta realizada en marzo, 37% de los migrantes en Perú no estaban abastecidos para resistir un mes más de confinamiento ni tenían dinero para adquirir alimentos.

  • Tomás Guanipa informó gestión con Colombia para el regreso de 200 venezolanos

No obstante, afirmó que, de hacerse un estudio similar en el país, esta cifra se vería superada. «Los migrantes tienen que evaluar qué es lo que se van a conseguir con su retorno. La situación en materia económica y social no es nada óptima», indicó.

«Quizás la gente piensa que si tiene unos ahorros, entre consumirlos en Colombia, mejor regresan a Venezuela, pero ese regreso también tiene un costo. Si vuelven, no van a tener facilidades para trabajar, serán actividades precarias, informales», subrayó.

«Show mediático»

La profesora universitaria aseguró que el régimen de Nicolás Maduro hace un «show mediático» con los migrantes que han regresado. Sin embargo, aclaró que aún no hay un registro real de cuántos han vuelto por el paso legal y las trochas.

«Utilizan los medios que controla para hacer ver que hay un retorno masivo de venezolanos, pero no es así. Uno lamenta que ni aun en estas circunstancias se deje de usar el tema migratorio para sacar crédito político», manifestó.

Tildó de cinismo la posición que ha mantenido respecto a los connacionales, alegando, así, que fueron «maltratados en sus lugares de destino».

«Lo primero que debió haberse garantizado es el derecho a no migrar, derecho que fue vulnerado desde hace tiempo, antes de las sanciones», destacó.

Vulnerabilidad

Freitez indicó que la vulnerabilidad de los migrantes quedó en evidencia durante el covid-19 debido a que muchos ejercían la economía informal. «Al estar en esta situación de confinamiento, se limitó cualquier posibilidad de generar ingresos y garantizar su subsistencia cotidiana», mencionó.

Señaló que Colombia, donde se encuentra la mayor parte de los migrantes, el gobierno ha sido «lento» para tomar medidas de protección, incluso para su población nacional. Recordó que entre las medidas que adoptó estuvo la prohibición del desahucio.

  • Un Mundo Sin Mordaza e influencers venezolanos se unen en una campaña por la diáspora

En el caso de los venezolanos que viven en lugares con rentas diarias y sin contratos de arrendamientos, no ofreció respaldo y los dejó en la calle, señaló.

La directora del Instituto de Investigaciones Económicas y Sociales de la Universidad Católica Andrés Bello indicó que en mayo divulgarán los resultados de la situación de los migrantes venezolanos en Colombia, Ecuador y Perú. Este estudio también dará cuenta del número de retornados a la nación.

Agregó que también mostrarán la Encuesta Nacional de Condiciones de Vida, donde se evidenciará el impacto de la declaratoria del estado de alarma en 7.000 hogares.

Fonte: elnacional.com